msgbartop
¡Pocoyízate, Borja, pocoyízate!
msgbarbottom

04 dic 20 Camino del Cid 2019. Etapa 2: La Puebla de Valverde – Montanejos (04/VI/2019)

Esta entrada es la parte 4 de 7 de la serie Camino del Cid 2019

Comenzamos la segunda etapa de nuestro viaje apenas pasadas las 8:00h. Durante la previa habíamos mantenido un debate sobre cómo empezar la etapa. Sabíamos que tenía que ser en subida hasta enlazar con una pista que nos tendría que llevar hasta Valbona, pero teníamos dos maneras de empezar: la primera por una pista de tierra que salía de La Puebla por la puerta de Valencia, y que constituía el camino antiguo, y la segunda, salir por la puerta de Teruel, tomar la N-234, y una vez salvado el repecho, tomar dicho camino. Dado que era temprano por la mañana, y no era cosa de empezar en frío con una cuesta del quince, optamos por lo sencillo, y subimos de manera suave por la carretera.

Como decía, una vez salvado el repecho, y a la altura de un depósito de áridos, hay que tomar un desvío a mano izquierda que, unos 600 metros después, se cruza con el camino mencionado al principio, y en cuyo cruce hay que girar a la derecha para, 750 metros después, volver a girar a la izquierda.

IMG_20190604_084224

Este camino lleva, durante unos 8 kilómetros, en suave descenso hasta el cauce de un río donde se encuentra un cruce de caminos. En nuestro caso, seguimos las indicaciones del Camino del Cid para llegar hasta Valbona, aún a 5 kilómetros de trayecto.

IMG_20190604_085249

Éste empieza con una subida constante de algo más de 2 kilómetros por una zona boscosa, hasta llegar a un viejo caserío, junto a la carretera A-232. Desde ahí es preciso superar una pequeña tachuela, ya por carretera, hasta hacer entrada en Valbona, a donde llegamos pasadas las 9:30h.

IMG_20190604_093920

Desde Valbona, y siempre por una carretera casi perfectamente rectilínea y en suave pero constante ascenso, llegamos a la cercana Mora de Rubielos, distante unos 5’5 kilómetros de Valbona. Mora de Rubielos es primero de los pueblos de la zona que destaca por su monumentalidad. Cuenta con un impresionante castillo, el Castillo Palacio de los Fernández de Heredia, que resalta por su dominio sobre todo el pueblo.

IMG_20190604_094714

Pero es imposible no fijarse en la espléndida arquitectura tradicional de la villa, y como el sitio lo merecía, decidimos hacer la primera parada seria del día, en la Plaza de la Iglesia, que es en realidad una antigua colegiata del Siglo XV, consagrada en honor de Santa María.

IMG_20190604_095851

Tomamos café y tostadas en el bar El Escalón, donde fuimos estupendamente atendidos, aconsejados -el dueño es ciclista y ha realizado el Camino del Cid- y donde nos obtuvieron un par de plátanos para el trayecto. Además, nos sellaron los salvoconductos y obtuvimos -por fin- una nueva chapa para la colección. Un lugar imprescindible.

Tras la pausa, retomamos nuestro rodar. Salimos de Mora de Rubielos por la omnipresente A-232, de nuevo en ascenso, hasta llegar a la que -tras la salida de La Puebla de Valverde- sería a la postre la cota máxima de la jornada, con 1118 msnm, junto a la Fuente del Hocino. Poco después decidimos realizar una variación sobre el recorrido previsto. Y es que el Camino del Cid dispone de dos variantes en este punto: la cicloturista por carretera hasta Rubielos de Mora, y una bajada por pista boscosa, pensada para MTB. Como casi todo el día iba a ser carretera, insistí en esta divertida variación.

IMG_20190604_104619

Divertida al menos al principio, con bajada por pista amplia y buena, pero que poco a poco se fue complicando con roca suelta y camino estrecho. Estupenda para MTB, pero no tanto para cubiertas lisas y alforjas. Para colmo de males, llegamos al fondo de un valle, que posteriormente hubo que remontar por la llamada Subida de los Fantasmas (donde realicé en su momento la 9ª mejor marca de todos los tiempos) hasta llegar de nuevo a la A-232. Una tortura con el monoplato de 48 dientes y las alforjas, pero ya se sabe, sarna con gusto no pica.

De vuelta a la carretera, llegamos en bajada hasta Rubielos de Mora. Es curioso el tema de los topónimos de estos dos pueblos tan cercanos. Y no sólo compiten en el nombre. También lo hacen en belleza, tanto por sus edificios singulares, como por el estupendo estado de conservación del casco urbano en su totalidad.

IMG_20190604_113556

Sin embargo, no tuvimos tanta suerte en el tema del sellado del salvoconducto. Aunque eran las 11:30h y nos dirigimos al ayuntamiento, no conseguimos encontrar a nadie que nos sellara el mismo. Así que ni sello ni chapa, y como el calor empezaba a apretar, no era plan perder más tiempo de la cuenta en ello. Salimos de Rubielos de Mora en un nuevo ascenso por la A-232 que nos permitió disfrutar, poco después de una estupenda vista de la población, en un cercano alto.

IMG_20190604_115654

Continuamos, esta vez en un terreno en falso llano, hasta llegar a Fuentes de Rubielos, donde abandonamos la A-232 para dirigirnos, en un espectacular descenso por carretera, hasta Olba, y desde allí a Los Lucas, última población -apenas un puñado de casas- aragonesa antes de entrar en la Comunidad Valenciana, provincia de Castellón, para más señas.

IMG_20190604_122837

Una vez cruzada la raya provincial, no tardamos en llegar a la Puebla de Arenoso, donde destaca en gran Pantano del Arenoso, que ya no dejaríamos de bordear hasta casi llegar a Montanejos, nuestro destino en esta jornada.

IMG_20190604_124337

Fuimos todo el rato por una carretera en continuo sube y baja junto al pantano, hasta llegar a la presa. Desde ese punto se inicia la fase final de la etapa, en un bonito descenso hasta la cercana Montanejos, que permite apreciar una espectacular orografía excavada por el río Mijares, en forma de hoces que permiten apreciar un magnífico espectáculo natural…

IMG_20190604_132220_HDR
IMG_20190604_132319

…pero también artificial, constituido por un túnel carretero con ventanas a las hoces, y el tremendo desaguadero de la presa, que conforma un chorro de agua constante sobre el viejo cauce.

IMG_20190604_131711

Llegamos a Montanejos -por una vez en bajada- a las 13:30h. No tardamos en encontrar nuestro hotel, el Rosales del Mijares, que cuenta con unas estupendas habitaciones y un mejor servicio. Es Montanejos una población conocida por sus fuentes termales, sus playas fluviales, y su estupendo clima para el verano, y es algo que se nota en la idiosincrasia de la población.

IMG_20190604_191611

Ya con la cuarta chapa de la jornada, disfrutamos de un opíparo almuerzo en el propio restaurante. La tarde la empleamos en las tareas de mantenimiento habituales, y en pasear por el pueblo. La cena la disfrutamos en un cercano bar regentado por un rumano que prepara unas hamburguesas espectaculares. Una estupenda manera de terminar la jornada. Y que vendría bien para coger fuerzas, de cara a la que se me venía encima a la mañana siguiente.

Datos de la etapa

  • Distancia: 69’860 km
  • Distancia (según el GPS): 69’85 km
  • Altitud ascendida: 861 m
  • Tiempo de etapa: 3:49:46
  • Tiempo desde el inicio de la etapa: 5:20:42
  • Calorías consumidas: 3165 kcal

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
Series NavigationCamino del Cid 2019. Etapa 1: Cella – La Puebla de Valverde (03/VI/2019)Camino del Cid 2019. Etapa 3: Montanejos – Sagunto (05/VI/2019)
Comparte este artículo:
  • Twitter
  • Facebook
  • email
  • StumbleUpon
  • Delicious
  • Google Reader
  • LinkedIn
  • BlinkList

Etiquetas: , , , , , , , ,

Deje un comentario







8 − = dos